Hay 2 tipos de persona con ansiedad... ¿cuál estás siendo?

Síntomas de ANSIEDAD

Cuando llevas un tiempo conviviendo con el sistema de alerta sobre-activado, es decir, con un estado que genera síntomas que llamamos ansiedad, puedes confundirte ante ciertas sensaciones. 

Por ejemplo, si una persona se marea, porque le baja la tensión. Se puede quedar en un mareo, ante el que se va recuperando, permitiendo la autorregulación natural, o… puede convertirse en ansiedad, ¿Cómo? La persona, ante esa sensación de atontamiento, de debilidad o inestabilidad, empieza a decirse que debe ser algo grave, que si será síntoma de un trastorno neurológico, le da credibilidad a imágenes que aparecen de ella en el suelo, con todo el mundo riéndose a su alrededor, se empieza a decir “no puedo, no puedo”… entonces un síntoma físico, lo convierte en ansiedad

Ese mareo pudo aparecer por algo exclusivamente físico, como calor, presión baja, anemia, o, pudo aparecer por una tensión interna. Lo importante es, una vez aparece, qué haces con ello después. 

Algo que me cuentan a menudo. 

“Tenía un dolor en el pecho, fui al médico y me dijo que era ansiedad”. 

Eso no es siempre exactamente así. 

Esa persona tenía un dolor en el pecho, una sensación de tensión en esa zona, muscular quizás, cansancio quizás, y al pensar que podía ser algo grave, algo relacionado con una patología cardiaca, una señal de que algo iba mal, y perderse en esa película, entonces, ahí es cuando se convierte en ansiedad. 

Se acuñó el término ‘ansiedad‘ para describir una serie de síntomas, síndromes, sensaciones, estados. 

Cuando decimos “tengo ansiedad” o “esto es ansiedad” estamos poniendo una etiqueta a algo mucho más simple. 

Una sensación que genera un pensamiento. 

No es algo patológico. 

A veces sabemos de dónde vienen las sensaciones de tensión, a veces no. 

A veces significan algo, a veces no. 

Por ejemplo, una persona puede tener ‘síntomas de ansiedad’ simplemente porque su sistema inmune está trabajando para protegerse de una infección. 

Como todos los sistemas regulatorios (endrocino, nervioso e inmune) trabajan en equipo, puede tensarse el sistema nervioso y generar sensaciones de tensión. 

Al final la infección no da la cara pero el cuerpo está cansado porque ha estado defendiéndose, sin que lo sepas. 

Y uno diciéndose “tengo ansiedad, tengo ansiedad”, «como tengo ansiedad, significa que soy ansioso«, «como soy ansioso voy a tener que hacer esto y lo otro«, bla bla bla… Y no es más que el cuerpo haciendo su trabajo, buscando el equilibrio y la salud. 

Sin más.

Te animo a que dejes de usar la palabra ansiedad para lo que son simples sensaciones corporales más o menos incómodas. O estados de inseguridad, que provienen de experiencias antiguas, y que no corresponden a la realidad. Puedes cambiarlo por decirte que sientes cansancio, tensión, palpitación, incomodidad o lo que sea. O que tu cuerpo está haciendo sus cositas y que puedes confiar. 

Venga, podemos ser más creativos y originales y dejar de etiquetar todo, ¡qué saturación! ¡Qué liberación!

Ante la duda de muchas personas. Sí, en ocasiones, los síntomas de ansiedad pueden estar causados por un desorden fisiológico. Normalmente, la persona que está viviendo un problema de ansiedad, quiere hacerse chequeos médicos por dos razones: 

  1. Descartar enfermedades o problemas médicos que puedan estar causando los síntomas
  2. Asegurarse de que la medicación no le está dañando el organismo. 

Estoy totalmente de acuerdo con esto. Mientras no se convierta en un hábito continuo. Cualquiera que experimente síntomas relacionados con un trastorno de ansiedad debe hacerse un chequeo médico COMPLETO. 

Un chequeo, no tres chequeos cada mes. 

Este examen completo es importante porque se ha encontrado que algunas personas diagnosticadas con un trastorno de ansiedad, pueden tener alguna condición médica: 

1. Hipoglucemia (niveles bajos de glucosa en sangre).


2. Hipertiroidismo 

3. Infecciones del oído. 

etc… 

La mayoría de personas con síntomas de pánico y ansiedad no tienen ningún desorden a nivel físico. Por ejemplo, muchas personas se quejan por molestias relacionadas con el corazón y el pecho. Se ha demostrado que las palpitaciones, las arritmias y los cambios bruscos en el ritmo cardíaco son muy comunes en personas normales y sanas. 

PUEDES DESCUBRIR TU TIPO DE ANSIEDAD PINCHANDO AQUÍ

Si realmente crees que puedes tener un desorden fisiológico, te recomiendo que encuentres un/a médico experto en medicina integrativa. Asegúrate de que te inspira confianza y explícale tus síntomas. Si se diagnostica algún desorden fisiológico, sigue el tratamiento que te recomiende tu médico y céntrate en tu psicología. Si no se diagnostica ningún problema físico, céntrate en aplicar los conceptos e ideas que aprendas de psicología. 

Hay 2 tipos de persona con ansiedad... ¿cuál estás siendo?