Tratamiento para la ansiedad: homeopatía

Un posible tratamiento para la ansiedad es la homeopatía. Una de las razones por las que se prefiere este tipo de tratamientos es porque no presenta efectos secundarios. Es un razonamiento que se suele usar para defender la Homeopatía, pero tiene un riesgo. La persona puede centrarse en esta alternativa y dejar de lado tratamientos eficaces que realmente podrían ayudarle.

Los homeópatas afirman que la tratamiento para la ansiedad con homeopatía tiene como objetivo tratar al paciente de manera integral, es decir, desde su organismo hasta lo que su mente padece al mismo tiempo.

Dicen que curar la ansiedad con homeopatía no es sólo tratar los síntomas sino también la sensibilidad y emociones de cada paciente.

La eficacia de cualquier tratamiento para la ansiedad (homeopático o no) será mayor cuando los medicamentos se acerquen más a los problemas, sensaciones, emociones del paciente. Hacer un buen tratamiento de fondo es básico. Es importante también una dieta equilibrada, complementos nutricionales, dormir, hacer ejercicio junto con un tratamiento de homeopatía para encontrar el equilibrio y la salud. Por eso, cuando el experto es Homeopatía trata todos estos aspectos, y el paciente mejora, lo más probable es que se deba a un cambio de hábitos.

La ansiedad muchas veces viene enmascarada con la fatiga, malestar, falta de sueño y apetito, “impresión de no estar en forma”. El estrés es otro factor que puede desarrollar ansiedad. La ansiedad muchas veces se acompaña de una tendencia a la depresión y a la astenia. El paciente con ansiedad o angustia mentalmente, tiene pensamientos de pena y físicamente, los síntomas de la angustia en la fase aguda son: sensación de bola en la garganta o estómago, lipotimias, sudores, temblores, opresión en el pecho, falta de la respiración…

Medicamentos homeopáticos contra la ansiedad

Aconitum napellus

Aconitum tiene una ansiedad intensa, sobre todo en caso de estar enfermo. Tiene miedo a morir, esto le provoca ansiedad que se agrava hacia la media noche. También presenta ansiedad después de sufrir miedo o pavor. La ansiedad se acompaña de palpitaciones y malestar.

Argentum nítricum

Argentum nítricum presenta ansiedad por anticipación, por ejemplo, algún acontecimiento próximo, hablar en público… La ansiedad se traduce con diarrea, calambres, vértigo, disfonía… Argentum nítricum es un buen remedio si la ansiedad es consecuencia de claustrofobia, vértigo a las alturas, irritación en la garganta, precipitación, todo tiene que estar acabado incluso antes de haber empezado. 

Gelsenium sempervirens

Gelsenium manifiesta su ansiedad con  temblores, miedo, sentimiento de inhibición, parálisis. Gelsenium es ideal para evitar la ansiedad al  prepararse para un examen o competición deportiva.

 Ignatia amara

En Ignatia el humor es cambiante y el comportamiento paradójico, ejemplo, fuma pero le molesta el humo ocontradictorio. Son enfermos muy sensibles a las contrariedades y mejoran con la distracción. Ignatia tiene la sensación de peso en el pecho y de bola en la garganta. Los síntomas físicos son de tipo espasmos, de dolores puntiformes y erráticos.

Un tratamiento para la ansiedad con homeopatía también requiere de supervisión profesional. Consultar con un especialista es fundamental para llevar a cabo este tratamiento para la ansiedad con homeopatía con éxito. Pero te recordamos que la ciencia no está de acuerdo con que sea una alternativa eficaz. Desde TSLA, te aconsejamos que si quieres tratar la ansiedad, consultes a un profesional de la psicología.

¿Qué opinas tú de la homeopatía para tratar trastornos de la ansiedad? Si esta información te ha interesado, compártela en el muro de tus redes sociales para que todos tus amigos tengan acceso a ella o deja un comentario aquí mismo.

Melina

Click Here to Leave a Comment Below

Leave a Reply: